Para mí, todos los días son 8M

Porque nos queda mucho por recorrer en cuanto a la participación de la mujer (y lo femenino) en la sociedad y soy consciente de que es una lucha diaria, y por eso hoy les pido: CONCIENCIA.

Conciencia de que lo relacionado con las emociones y sentimientos es algo del mundo “femenino” y, por lo tanto, penalizado e inaceptable, afectando tanto a mujeres como a hombres al no querer verse “débiles”.

Conciencia de que el mundo laboral se rige por la normativa lineal-masculina y no encaja con la ciclicidad femenina ni la profundidad de la maternidad/paternidad/crianza, porque ya no eres lo “productiva o productivo” que se espera de ti, haciendo a muchas y muchos huir de este papel.

Conciencia de que las mujeres trabajadoras que deciden emprender se encuentran con el “pero si con el trabajo, la niña y la casa tienes bastante” mencionando a nuestras hijas como una “cosa” más y asumiendo que las labores de la casa son responsabilidad de la mujer y NO de los convivientes. Mientras que a nuestros homólogos se les reconoce como “super trabajadores” y que se les debería de librar más tiempo para que puedan avanzar con su proyecto, porque “vaya esfuerzo”.

Conciencia de que las políticas se estructuran en  función de lo “masculino” y no para una sociedad en la que conviven distintos géneros; y luego el resto se deberá adaptar a esa estructura (si puede y como pueda).

Conciencia de que las enfermedades tienen connotaciones de género, teniendo a veces a mujeres infra diagnosticadas y viviendo con dolor porque “no hay otra opción” (dolor menstrual, endometriosis, fibromialgias, ¿sigo?).

Conciencia de que a las mujeres se nos considera incapaces de parir y amamantar… A mi esto no me entra en la cabeza, pero es una realidad, ¡que nos quieren hacer pensar que no somos capaces! Ya luego cada una que lo viva como ella quiera, pero que poder, PODEMOS.

Conciencia de que la sexualidad está construida desde los deseos masculinos y que alrededor de eso se encuentra la forma de relacionarse sexualmente una sociedad entera. Esto es BRUTAL.

Así podría seguir y seguir, porque ejemplos me sobran. Y por eso, hoy lo que les pido es CONCIENCIA. 

Seamos conscientes de que esto es así, que esto es real y que es la sociedad en la que vivimos, por que a partir de ahí podemos empezar a dar pequeños pasos hacia el cambio de mirada, hacia el cambio creencias, hacia el balance que debemos encontrar cada uno, con nuestro femenino y nuestro masculino, respetando, queriendo y entendiendo esta maravillosa combinación, porque podemos ser así de increíbles y completos.

Hubo una época en la que a las mujeres que tenían preguntas, dudas, inconformidades, curiosidades e inquietudes por su entorno y por su cuerpo se les conocía como BRUJAS, y al no poderlas controlar se les enviaba a la hoguera. En el siglo XXI las hogueras son distintas, pero existen. 

¡BRUJAS! ¡A disfrutar de bailar bajo la luna! ¡Antes en la hoguera que calladas y en las sombras!

Para mí, todos los días son 8M.

Una respuesta en “Para mí, todos los días son 8M

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *